BannerTopMov

Anuncios

BannerSuscripcion

Bacalao con espinacas y crema de Idiazábal


Buena época para el bacalao la Cuaresma, aunque se ha hecho tan popular que se consume todo el año. Hoy traemos una nueva versión de una de las primeras recetas que publicamos, con el bacalao confitado, una cocción corta y a baja temperatura, y una crema de queso Idiazábal que le hemos tomado prestada a Joan Roca. Las espinacas, salteadas con pasas y piñones, son el perfecto contrapunto en el juego de sabores del plato.

Bacalao confitado con espinacas salteadas con pasas y piñones, con crema de queso Idiazábal y aceite de perejil

Ingredientes

Para el bacalao confitado
  • 2 lomos de bacalao
  • 250 ml de aceite de oliva
  • 1 diente de ajo
  • pimienta de cayena
Para las espinacas

  • 300 g de espinacas
  • 50 g de pasas
  • 20 g de piñones
  • sal
Para la crema de Idiazábal
  • 25 g de nata para cocinar
  • 25 g de queso Idiazábal

  • perejil fresco
  • aceite de oliva


Preparación


El bacalao confitado
Podemos utilizar bacalao fresco o bacalao desalado, según gustos y existencias.
Pelar y cortar el ajo en finas láminas.
Colocar una cazuela al fuego y poner a calentar el aceite a fuego lento hasta alcanzar una temperatura de 50º C aproximadamente. Añadir los ajos y cuatro piezas de pimienta de cayena. Introducir los trozos de bacalao de manera que queden cubiertos de aceite. Mantenerlos en esa temperatura durante 15 minutos. Pasado el tiempo retirar, escurrir y reservar.


Las espinacas
Poner una sartén grande al fuego con un poco de aceite y tirar los piñones, cuando estos empiecen a dorarse añadir las pasas. Cuando éstas empiecen a hincharse, añadir las espinacas. Poco a poco bajarán de volumen. Ir dando vueltas hasta que todo esté cocido. Apartar del fuego y reservar.


La crema de Idiazábal
Rallar el queso. 
En una sartén o cazo pequeño colocar la nata líquida y el queso y calentar a fuego suave hasta que se funda y tenga una textura cremosa. Retirar y reservar caliente.

Picar un poco de perejil fresco y mezclarlo con una cucharada de aceite de oliva.


Para montar el plato colocar una base de espinacas, poner al lado un lomo de bacalao y añadir en un extremo un par de cucharadas de crema de queso. Decorar con unas láminas de ajo y cayena del confitado y unas gotas de aceite de perejil.



Si te gusta el bacalao en el blog encontrarás éstas y otras propuestas para que no te falte la inspiración (hacer clic aquí para acceder a las recetas)



4 Comentarios:

  1. Una combinación de sabores super original para darle un aire nuevo a un gran clásico de la cuaresma.
    Besos y feliz semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
  2. Es mi pescado favorito!! me da igual como me lo pongan...soy una incondicional de este pescado!! me encana tu plato, sencillo pero delicioso!! Bs.

    ResponderEliminar
  3. Es tiempo de bacalao y hay que disfrutarlo. Mi pescado preferido y siempre queda bien con lo que lo pongas. Tu receta estupenda con ese queso.
    Una delicia

    besos

    ResponderEliminar
  4. No soc gaire de bacallà pero el teu te una pinta estupenda!
    petons

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios. Vuelve cuando quieras, te esperamos.

 

Participamos en